Artículos de opinión y pequeñas noticias sobre mi pueblo

19/9/14

Con faldas y a lo loco


Si me encasillaran como un republicano de izquierdas, y luciera una bandera hibrida entre la “señera” y una estrella tendría que decir:

no hay más petróleo en el mar del norte

¡Bueno! no es exactamente el norte, y no es, que el petróleo no nos pueda levantar las faldas para mostrar muestras “vergüenzas”, pero es necesario encontrar una semejanza justificativa, ¡es esencial!.

Aunque… La autonomía, y las rentas de la riqueza creada con el proteccionismo de nuestro mercado, nos han servido para tapar el choriceo de los nuestros… Y además, aun seguimos siendo unas de las regiones de mayor riqueza en nuestro mercado.

Así pues, ante la incertidumbre, tenemos que preguntarnos:

¿Cómo podemos cambiar las reglas del juego democrático con unos jugadores como los que tenemos?:

8 andaluces con un pib 138, 7 catalanes con un pib 192, 6 madrilenos con un pib 183, 5 valencianos con un pib 97, 4 castellanos con un pib 88, 3 gallegos con un pib 55,  3 isleños con un pib 65, 2 vascos con un pib 62, 2 aragoneses un pib 32, 2 murcianos con un pib 26, 1 asturiano con un pib 21 y 1 extremeño con pib 16.

 Como antecedente, “dos españoles, tres opiniones”. Y si retrocedieramos, ya hace mucho tiempo que dejamos atrás los principios de la revolución francesa: Libertad, Igualdad y Fraternidad, quizás fue, por lo difícil que era encontrar un equilibrio en su quehacer diario, pero esas palabras tenemos que seguir diciéndolas aunque sean una falacia. Y poco a poco tenemos que agudizar la politización de los extremos.

Las prácticas nacionales socialistas del siglo pasado, son las que nos han dado los mejores resultados. A pesar de que nos siguen estorbando esas reglas de juego democráticas, porque tenemos los jugadores que tenemos.

 Y aunque no llevemos faldas y no tengamos petróleo, debemos seguir haciéndonos “los locos” hasta que podamos nacionalizar a “la Caixa”, planificar la economía, repartir las cartillas de reaprovisionamiento e intervenir en las costumbres de: “como, cuando y donde: mear” aunque nuestros seguidores meen fuera de tiesto.

 

 Pd. Pero qué tontería más grande hacer una ley de consultas…. No, no es una tontería, tenemos que también arruinar a las empresas que elaboraban estadísticas y describían los “estados de opinión”.