Artículos de opinión y pequeñas noticias sobre mi pueblo

21/7/12

Rosas y el mercado negro


Rosas tiene un paseo marítimo de unos 3 km., en un extremo existe un barrio muy singular; que es explotado como una colonia de ultramar al ser principalmente turístico. Su playa ha sido diezmada por la especulación urbanística y sus canales privados ya hace años que quieren apropiárselos las diferentes instituciones públicas.
Al ser un barrio del extrarradio, la falta de vigilancia policial ha hecho que un trozo de paseo marítimo (10%) se haya convertido en un mercado “turístico” de negros… Y aunque desde las diferentes asociaciones  de comerciantes y vecinos han instado al ayuntamiento para que evitaran la venta ilegal, los políticos de turnos excepto en un par de años de las dos última décadas, han escurrido el bulto.
A los diferentes regidores de seguridad, promoción económica  y turismo, se les había informado  por activa y pasiva que si era una cuestión de falta de dinero, muchos comerciantes del barrio de Santa Margarita estaban dispuestos a pagar esas horas de vigilancia y paseo que evitarían la venta ilegal, pero se ha tenido que esperar a que el político de turno, alardeando de un plan de usos de la zona de dominio público marítimo terrestre que presentaba este mayo pasado al departamento del territorio y sostenibilidad, (sostenibilidad para sus amigos de turno) haya conseguido su aprobación y con ello, sin concursos públicos ni nada, pueda causar más daño que el daño que tenía que remediar.
Es decir, si en una zona (10%) del paseo marítimo había un mercado negro, ahora lo han legalizado montando 30 casetas… No se sabe si al final se irán los negros o no, pero ahora se verá si lo que se vende en estas 30 paradas no es competencia directa al comercio de la zona. Aunque el que entiende algo de economía sabe: que si un turista viene con un presupuesto para gastar en sus vacaciones, si compra en un sitio no compra en otro...
Y aunque se encuentren artículos expuesto para su venta en cualquiera de las 30 casetas, que también podrían encontrar en algún comercio de Santa Margarita. ¿Hay algún político o asesor que responda por ese daño?. Mejor no hagan preguntas, ni quieran responder a: ¿Será una coincidencia de que la mayoría de los votantes de los miembros del gobierno municipal de Rosas, están entre la riera de la Trancada y la riera Guana?, por lo que es esa zona  (70%) del paseo marítimo, parece que no hay necesidad de poner casetas…  
Nota: Es una lástima que no se les pueda denunciar como hicieron con un presidente de un país del norte,  y que paguen con su patrimonio, las consecuencias de sus decisiones políticas…
Es otro ejemplo que como hacemos aquí “país”.